COLUMNA | Larga vida a la Condesa Viuda | Marina Such

fueradeseries.com

Lo que más me divertía a mí de ‘Downton Abbey’ era su sentido del humor. Te reías con ella, no de ella, aunque Julian Fellowes, su creador, tirara a veces de unas tramas que ni con alfileres podían sujetarse. En medio de las desgracias de Lady Edith y de la doncella Anna y de los pretendientes de Lady Mary, había mucho hueco para los comentarios irónicos, los personajes que funcionaban más como alivio cómico y las dinámicas entrañables y divertidas entre otros. 

Leer más...
Linkedin

¿Quieres recibir más contenido como éste en tu bandeja de entrada?